Llegó el turno de Wei

Wei siempre ha pasado relativamente desapercibido en sus equipos. Esto no se debe a que no haya hecho los méritos para ser el protagonista, pero sí que requiere dar un paso atras y observar su carrera a vista de pájaro para apreciar lo constante de su progresión y de lo que ha aportado en ellos.

Wei en Islandia para el MSI | Fuente: RNG Weibo

Hay jugadores que parecen hechos para reclamar la atención del público. Se les conoce de soloqueue, se habla de su potencial cuando juegan en categorías inferiores o hasta le sacan una solokill a Kang «Ambition» Chan-yong en su debut. Deslumbran de tal forma que lo más natural es fijarse en sus historias.

Este no es el caso de Yan «Wei» Yang-Wei. Siempre ha pasado relativamente desapercibido y ha sido narrativamente un segundón en sus equipos. Esto no se debe a que no haya hecho méritos o que su historia no sea cautivadora, pero sí que requiere dar un paso atras y observar su carrera a vista de pájaro para apreciar lo constante de su progresión y de lo que ha aportado a sus equipos.

2018: Entrando por la puerta xikita

El debut de Wei en la LDL tuvo lugar a finales del split de primavera de 2018, con tan sólo 15 años. Young Miracles se encontraba en los últimos puestos de la clasificación y en su penúltimo partido del split le alineó contra Tyloo, que acabaría siendo el campeón en playoffs. Como era de esperar en esas circunstancias su primera partida fue un absoluto DESASTRE. Cedió las dos primeras muertes de la partida y muchos campamentos al jungla rival, quedando fuera de la partida antes del minuto diez. Finalmente la serie se saldó con derrota y el split de Young Miracles terminó 4-10.

¿Y este tío va ganar la LPL en 2021? XDDD (Debut de Wei en la LDL) | Fuente: lpl.qq

De todas formas consiguió la titularidad para el split siguiente. Siendo ese el único cambio respecto a la alineación anterior arrasaron la temporada regular con un 12-2 en series. Aunque luego los playoffs fueron más bien mediocres superaron los resultados del split anterior con creces . Durante esta temporada el estilo de Wei jugó casi exclusivamente campeones con buen gankeo temprano como Jarvan y Camille, apoyando a su botlane y a su midlaner Yuan «Cryin» Cheng-Wei. De hecho fue Cryin quién se llevó la mayoría de aplausos por esa temporada y se empezó a hablar de él como el siguiente gran midlaner chino. A pesar de su efecto revulsivo, Wei quedó en segundo plano.

2019: Al rincón de pensar

A Wei le pesó no haber brillado tanto la temporada anterior y, aunque se mantuvo en Young Miracles, lo hizo como sustituto. En todo el año 2019 sólo llegó a disputar 6 partidas oficiales. Quién le arrebató la titularidad fue Li «xiaolongbao» Xiao-Long (hoy conocido como XLB), que también con un estilo agresivo y de mucho gankeo temprano entró en la liga como un huracán, llevando a Young Miracles al título de primavera.

Wei en el banquillo de Young Miracles durante la temporada de 2019 | Fuente: EFE, mi GIMP

A finales de 2019 se empezó a hablar de los junglas de Young Miracles como talismanes para ganar el mundial, después de que Gao «Ning» Zhen-Ning y Gao «Tian» Tian-Liang recibieran sendos MVP en la final. El que parecía destinado a ocupar ese lugar en el futuro era XLB, que acabó fichando por Royal Never Give Up con mucho hype a sus espaldas.

2020: A jugar con los mayores

Wei también consiguió entrar en la LPL aunque con un perfil mucho más bajo. Lo hizo en un eStar formado por lo que parecían las sobras del propio RNG y que Cryin, Yang «Xiaobai» Zhong-He y Zhang «Wink» Rui venían de su academia. Cryin llegaba con las expectativas relativamente altas, pero Xiaobai había acabado la temporada en el banquillo y Wink, al igual que Wei, había jugado poquísimos partidos. El último miembro era el taiwanés Liu «ShiauC» Chia-Hao que tampoco había destacado excepcionalmente en su etapa anterior en Flash Wolves.

Contra toda expectativa el inicio de temporada de eStar fue arrollador y llegaron a liderar la liga con un 9-1 llegando a llamar la atención de medios internacionales, algo raro en la LPL. El estilo de Wei seguía pasando mucho por el early game con campeones como Jarvan, Rek’sai y Lee Sin, y su atención se dedicaba casi de forma exclusiva a la botlane. Por ese estilo y sobre todo dada la explosividad de ShiauC con campeones de ganchos todas las conversaciones sobre eStar se centraban en esa botlane y el papel de Wei ayudándole a hacer snowball pasó, de nuevo, bastante desapercibido.

Progresión de eStar durante el split de primavera de 2020 | Fuente: Leaguepedia (lol.fandom.com)

Con un estilo tan unidimensional la luna de miel de eStar no podía durar mucho. El resto de equipos descifraron su estilo y aprendieron a atacar el abanico de campeones de ShiauC, con lo que al final del split eStar se desinfló completamente y perdió en primera ronda de playoffs. Durante el mercado el equipo perdió a Cryin y le reemplazó con un Huang «FenFen» Chen con muchas carencias. Todo esto junto con los cambios del metajuego forzaron a Wei a reinventarse en un jungla carry, jugando muchísimo Ekko y Graves. Con este último campeón fue con el que por primera vez en su carrera se convirtió en el centro de atención. Desgraciadamente fue por entrar en una partida oficial sin smite en una serie contra Bilibili Gaming que acabaría perdiendo 1-2 y que le costó a Wei una sanción por parte del equipo.

Wei jugando una partida sin smite | Fuente: LPLenglish

La adaptación de Wei al nuevo estilo fue relativamente exitosa y se convirtió en un punto focal de su equipo, pero en general el grupo no daba nada la talla y cerraron el split con un paupérrimo 3-13.

2021: AL CIELO JODER ESTE MSI SE GANA

En una interesante vuelta del destino Wei ha aterrizado este año en RNG y ahora es él quién ha relegado a XLB al banquillo. Ahora ya parece increíble, pero a inicios de temporada el roster creaba muchas dudas y no parecía digno de una organización como Royal. Chen «GALA» Wei había dejado algunos destellos de calidad a finales de 2020 pero no parecía nada del otro mundo, Cryin seguía siendo prácticamente un rookie con mucho que aprender y el roleswap de Li «Xiaohu» Yuan-Hao a la toplane parecía un movimiento desesperado impulsado por problemas en el mercado de fichajes. En esencia, solo se podía confiar en Shi «Ming» Sen-Ming.

Nada más lejos de la realidad, el equipo ha funcionado como un reloj suizo desde muy pronto. Wei ha sido capaz de adaptarse al meta del split jugando a los turbofurros (Udyr y Hecarim, aunque también Lillia) y ha pasado la mayoría de la temporada jugando para la toplane, algo que no había hecho hasta ahora pero que encaja a la perfección con las capacidades y el estilo de juego de Xiaohu. También ha sido capaz de darle la vuelta a esta fórmula cuando dejó de funcionar durante los playoffs y mover el foco a la botlane. Esta receta le ha servido para llegar a ganar la LPL.

El equipo de RNG levantando el trofeo de primavera de la LPL | Fuente: RNG Weibo

Al hablar de RNG el foco sigue estando en la presión en sidelane de Xiaohu, los engages de Ming e incluso las mecánicas de GALA, pero la realidad es que por tercera vez el equipo de Wei ha superado de largo las expectativas de principio de temporada, y lo ha hecho encontrando la forma idónea de jugar para el quinteto que tiene. En su corta carrera el jungla ya ha tenido que reinventarse múltiples veces y lo ha hecho con éxito. Además le hemos podido ver ser determinante en momentos claves, tanto por jugadas como robos de dragon como en su comunicación.

Wei ha llegado al MSI rodeado de dudas. Se cuestiona su capacidad de adaptación al meta del torneo y su habilidad con carrys más puros como Nidalee o Graves e incluso su capacidad para aguantar la presión al ser su primer torneo internacional. Contra el otro gran favorito del torneo, DWG KIA, es más obvio que nunca que RNG necesitará un jungla inteligente y capaz de adaptarse a la partida para que sus sidelanes arranquen. Wei deberá cumplir esta tarea, ya de por sí complicada, contra Kim «Canyon» Geon-bu, reconocido de forma casi unánime como el mejor jungla del mundo y firme candidato al mejor jugador. Por si fuera poco también se enfrentará también a Javier «Elyoya» Prades, un rookie de los que comentaba al principio del artículo que acaparan la atención desde su primer día y cuyo techo es imposible predecir.

Será determinante para su equipo y sus rivales están en boca de todo el mundo. El escenario está preparado. No será nada fácil, pero una victoria en este torneo convertiría a Wei por fin en protagonista indiscutible de su propio éxito.

Futura decoración de la habitación de Wei | Fuente: Lolesports

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

EN DIRECTO EN CHINAGAP!
NO ESTAMOS EN DIRECTO